· 

EL PREDOMINIO DEL NÚMERO 7 EN APOCALIPSIS

El número siete predomina casi a través del Apocalipsis:

a. Siete iglesias (Apocalipsis 1-2-3)

b. Siete sellos (Apocalipsis 4-5-6-7)

c. Siete trompetas (Apocalipsis 8-9-10-11)

d. Siete copas (Apocalipsis 15-16)

 

También predominan tres visiones:

1. La visión de la mujer vestida de sol (Apocalipsis 12-13-14)

2. La visión de la gran ramera Apocalipsis 17-18-19-20)

3. La visión de la esposa (Apocalipsis 21-22)

En toda esta estructura interna, observamos semejanzas, contrapartes, y aspectos diferentes del mismo gran acontecimiento. Pero los sucesos predichos en Apocalipsis son ciertos y cercanos.

 

El número siete (7) entre los judíos era el número de la dignidad, de la totalidad, de la perfección, lo completo o la excelencia. Por eso, vemos en Apocalipsis: Siete iglesias, siete sellos, siete trompetas, siete copas, siete espíritus, siete montes, siete reyes, siete ojos, siete estrellas. El siete más literal es el de las siete iglesias, pero existe un simbolismo subyacente en los otros sietes.

 

Entonces, el número 7 es el número del complemente de Dios ya que revela una consumación. Por ejemplo: Vemos designado el número 7 a los 7 días de la creación porque hay una consumación en ello (Génesis 1:3 – 2:3). El número 7 fue designado para el mover de Dios en la tierra para conclusiones específicas. Por lo tanto, el fin de las 7 iglesias fue la consumación del mover de Dios en el primer siglo.

 

Juan escribió 7 epístolas cuyo contenido era un sólo Apocalipsis o revelación a 7 iglesias que fueron los 7 candeleros que Dios tuvo a finales del año 70 d.C. Cuando vino el juicio de la gran tribulación, la gran calamidad, el día de la ira, sobre el templo, la nación incrédula de Israel y la ciudad de Jerusalén. Por Dr Rey Estrada. Rector de la Universidad Preterista 70 d.C.